lunes, 7 de mayo de 2012

MUTUAS PALABRAS

6 de mayo de 2012


Hoy mismo...


Es la belleza el futuro en la mirada de un niño; hallar  en ella  la  inocencia que brota de los ojos que aprenden de la vida.

Una  tierna caricia es ese regalo que siempre necesitamos volver a sentir…

El amor y los cuidados que tuvimos en la infancia  marcan  para siempre   el umbral de nuestras emociones.
Pero… ¿dónde  se van escondiendo con los años?
Aprendemos  que  los sentimientos son frágiles y no es conveniente  exponerlos  a cualquiera.

Empezamos a castrar lo más genuino y humano  que tenemos… Nos enseñan a ser reservados, comedidos con ellos…
Hay que domarlos, como si de potros salvajes se trataran… No sea que puedan desbocarse…
Así  los vamos encerrando en lo más hondo, hasta olvidar que están ahí para recordar que estamos vivos,que  no hay que tener miedo de  ser "tan" humanos…
¡Y cuánto nos cuesta  dejarlos  en libertad y  volver a ser nosotros mismos!
Tal vez nos lleva toda una vida... Eso es  demasiado tarde...
Ser libre es ser consecuente con  lo que se siente...

Decía Oscar Wilde:" A veces podemos pasarnos años sin vivir en absoluto y, de pronto, toda nuestra vida se concentra en un instante".

Ojalá que sea hoy mismo...

Imagen: 
Diego Arroyo

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada